Omite el contenido
    Navega hacia adelante para acceder a los resultados sugeridos
    El tiempo de espera es más largo de lo habitual en este momento
    Debido al coronavirus (COVID-19), actualmente estamos recibiendo un gran número de solicitudes y trabajando con personal reducido. Si faltan más de 72 horas para tu reservación, contáctanos cuando falte menos tiempo para tu fecha de llegada para que podamos ayudar a quienes necesitan ayuda inmediata. Para modificar o cancelar una reservación, accede a la página de tus viajes o al panel de control para anfitriones.

    Experiencias gastronómicas

    Esta página puede servirte como punto de partida par conocer algunas de las leyes y requisitos de registro que podrían aplicarse a tus experiencias en Airbnb.

    Ten en cuenta que la información que se recoge en esta página es de carácter general, no exhaustiva y no constituye asesoramiento legal. Estas páginas pretenden darte una idea de los tipos de normas aplicables a tus experiencias y ayudarte a comprender algunos de los aspectos que debes tener en cuenta a este respecto.

    Cada país, estado y ciudad tiene diferentes requisitos y normas con respecto a las licencias, y es tu responsabilidad como anfitrión asegurarte de que cumples con las leyes y normativas locales. Estas páginas no pretenden explicar las normas específicas que se aplican en tu jurisdicción o tu situación particular, ni se deben utilizar en lugar de asesoramiento jurídico. Si tienes dudas sobre cómo las leyes locales o esta información se pueden aplicar a ti o a tus experiencias, te recomendamos que lo consultes con fuentes oficiales o que busques asesoría jurídica.

    Es posible que la información disponible en la página no incluya los cambios más recientes en la legislación, por lo que te recomendamos que lo verifiques*.

    ¿Cuáles son algunos de los principios básicos para las experiencias con alimentos?

    La mayoría de los países tienen normas de salud y seguridad que regulan la preparación y el servicio de alimentos, y te recomendamos que tengas en mente tu seguridad y la de todos los participantes. Por ejemplo, es una buena idea:

    • Familiarizarte con fuentes oficiales o buscar asesoría legal para comprender las normas que se aplican a la manipulación y el servicio de alimentos.
    • Si tu experiencia implica preparar o manipular alimentos (incluso si sirves comida preparada por terceros), es una buena idea que te asegures de manipular, preparar y servir los alimentos de forma segura, con buena higiene y de acuerdo con las leyes locales sobre alimentos.
    • Pregúntales con anticipación a los viajeros si tienen alguna alergia o restricción alimentaria por motivos religiosos o filosóficos.
    • Si es posible que tu experiencia incluya alcohol, te recomendamos que consultes nuestra página de información sobre experiencias con alcohol.

    Quiero servir comida casera a los viajeros que visiten mi alojamiento. ¿Hay alguna regla específica que deba seguir?

    Si estás planeando servir comida casera a viajeros a cambio de un pago, o cocinar en un lugar donde normalmente no se preparan alimentos (por ejemplo, un puesto), una pregunta importante que debes hacerte es si esto está en regla con las leyes locales.

    En la mayoría de las jurisdicciones, las actividades que implican manipular, servir o vender alimentos, o proporcionar servicios relacionados con los alimentos al público, son actividades reguladas. Esto significa que, en algunos lugares, para llevar a cabo esas actividades puede ser que primero tengas que registrarte con alguna institución de salud pública o local, u obtener una licencia. En la mayoría de los casos, es probable que existan criterios de higiene que deban cumplirse. En algunas jurisdicciones, también se pueden aplicar normas de servicios alimentarios, incluso si no eres tú quien prepara la comida o si la ofreces de forma gratuita.

    ¿Hay algo más que deba tener en cuenta?

    En algunas jurisdicciones, es posible que necesites una licencia comercial general para poder vender alimentos al público.

    Te recomendamos que te pongas en contacto con el organismo local competente para averiguar si existe alguna norma que limite las formas en que se puede utilizar la propiedad donde vas a llevar a cabo tu experiencia.

    También es recomendable que consultes las leyes fiscales que pueden aplicarse a tu actividad y revises si la ley te obliga a conseguir alguna cobertura de seguro especial.

    Si en tu experiencia se combina la comida con otra actividad (por ejemplo, un recorrido por varios restaurantes), no olvides consultar nuestros demás artículos sobre cómo ser un anfitrión responsable para saber si hay más normas que se puedan aplicar tu experiencia.

    Organizar una experiencia con comida puede ser complicado. Si tienes dudas sobre cualquier tema relacionado con tu experiencia, te recomendamos que te pongas en contacto directamente con un organismo de salud local o con un abogado para hablar sobre tu experiencia y confirmar que cumple con la normativa local, incluidos los requisitos de salud, impuestos y seguros.

    * Airbnb no tiene ningún tipo de control sobre la conducta de los anfitriones y se deslinda de toda responsabilidad.

    Airbnb no se hace responsable de la fiabilidad o veracidad de la información que aparece en los sitios web de terceros enlazados (incluidos los enlaces a páginas con documentos legislativos o normativos).

    En el caso en el que los anfitriones no cumplan sus obligaciones, quedarán sujetos a la suspensión de sus cuentas o a la expulsión de la plataforma de Airbnb.